Google+ Followers

miércoles, 7 de mayo de 2014

Una solución diferente: los atenienses no salen a fundar nuevas polis (7 de mayo)

En la clase de hoy estuvimos hablando de Atenas, una polis muy importante en la antigua Grecia. Hoy en día sigue habiendo una ciudad en ese lugar y es la capital de Grecia, que es un país moderno, como el nuestro. Antes, no lo olvidemos, las polis eran todas independientes unas de otras y Grecia era un territorio en el lque vivían los griegos, pero no era ni un país, ni un reino como Egipto.

Vean este mapa y fíjénse donde está Atenas.




En este pequeño video pueden ver cómo se pueden ver hoy en día los restos de la antigua Atenas: 






En  la clase de hoy recordamos los problemas que habían tenido la mayoría de las polis a los pocos años de su fundación. Luego vimos que mientras que muchas de ellas habían decidido salir a fundar una nueva polis para resolver sus problemas, los atenienses habían optado por una solución diferente.
No salieron a buscar nuevas tierras, sino que pensaron que con la ayuda de un mediador, de un árbitro, ellos podrían resolver sus problemas. 
Así fue que nombraron a Dracón, en el año 621 aC (que dijimos que era a finales del siglo VII aC) para que los ayudaran. Dracón era noble, y todos lo consideraban una persona justa, equilibrada, respetable, y capaz de encontrar una solución a los problemas. 
Esta antigua estatua representa a Dracón
Fue así que Dracón comenzó por liberar a los esclavos por deudas, como si hubiera abolido la esclavitud por deudas. Los que eran esclavos, volvieron a sus casa como si hubieran podido pagar sus deudas. (Blas preguntó si los que tenían los esclavos estaban contentos con esa medida... y comentamos que al final, no, pero por el momento, como amaban a su polis y pensaban que eso la ayudaba, estuvieron de acuerdo).

También sucedía que las leyes no estaban escritas y eso causaba bastantes problemas. Sólo los jueces, que eran nobles, las conocían y las aplicaban a veces de maneras muy distintas según los casos. Además, los que no las conocían, a veces hacían cosas contrarias a la ley... pero porque no sabían.... 
Entonces la solución fue escribir las leyes. Primero convocó a una comisión para que recopilara todas las leyes de Atenas, y luego las tallaron en madera y las colocaron en el Agora para que cualquiera las pudiera leer. 
Es cierto que Dracón no introdujo cambios en las leyes, pero de todas formas, que todos las conocieran era un paso muy importante. 

En la clase que viene veremos qué pasó con Dracón... y qué nuevos problemas hicieron que los atenienses tuvieran que vovler a llamar a un mediador... 



No hay comentarios:

Publicar un comentario