Google+ Followers

viernes, 1 de junio de 2012

Nuevas conquistas de la plebe (1º de junio)

La clase pasada habíamos estado viendo que los plebeyos habían conseguido una asamblea propia, que votaba por el domicilio, y que se llamaba Asamblea por Tribus.
También vimos que habían conseguido unos magistrados propios, que eran los tribunos.

En la clase de hoy continuamos viendo cómo trataban de conseguir la igualdad con los patricios, cosa que les llevó mucho tiempo. Hablamos de la ley Canuleia (ya sabemos que se llama así porque la presentó el tribuno Canuleio), que permitía que en un matrimonio válido uno de los cónyugues fuera patricio y el otro plebeyo. Eso antes no se podía hacer. Fue por esa misma época que también pusieron sus leyes por escrito (hasta mandaron una comisión a Atenas para ver cómo lo habían hecho los atenienses.... hacía como.... 170 años!!!).
Los plebeyos estaban muy contentos porque pensaban que sus hijos o sus nietos iban a poder formar parte del Senado o ser Cónsules, pero en la realidad eso no pudo ser.

Los patricios defendían mucho sus privilegios, así que encontraron la manera de neutralizar los efectos de la Ley Canuleia. Crearon una nueva magistratura, el CENSOR, que aparentemente se ocupaba de contar los romanos y ubicarlos en las 5 clases que había según su riqueza. Pero el censor también llevaba el álbum senatorial, o sea hacía la lista de los ciudadanos romanos, empezando por el mejor y terminando por el peor. Los primeros 300 ciudadanos formaban el senado... así que... seguiría estando integrado solo por patricios....

Luego hablamos de la invasión de los galos a Roma, porque para ellos fue un hecho muy importante. Los galos invadieron en el año 390 aC, y rodearon a Roma durante 10 años, hasta el 380 aC, sin que los romanos pudieran derrotarlos. Tuvieron que pagar un rescate en oro para que se fueran.
El historiador Tito Livio, que vivió mucho después de estos acontecimientos, cuenta que los galos no tomaron la ciudad de Roma porque aunque llegaron de noche mientras todos dormían, los gansos que estaban en el templo de Juno, en el Capitolio, comenzaron a graznar y los despertaron. Desde entonces ese templo se llamó de Juno Moneta, que quiere decir que la diosa Juno les avisó que venían los galos a atacarlos.

Este es un dibujo que representa los templos del Capitolio romano. El de Juno Moneta está señalado con una manito
Lo que nos importó saber de esta historia fue que los patricios, los nobles romanos, quedaron muy desprestigiados porque no habían podido defender a Roma ni liberarla de los galos sino pagando un rescate en oro. 
Eso hizo que los plebeyos aprovecharan la ocasión para continuar con sus demandas. En el año 367aC aprobaron unas leyes que conocemos como Leyes Licianias (en realidad las presentaron dos tribunos, Licinio y Sextio) que representaban importantes conquistas para ellos: 
En el cuaderno anotamos de qué trataban esas leyes:
  1. La abolición de la esclavitud por deudas. Eso no nos llamó la atención, ya lo habíamos visto en otras ciudades estado de la época. 
  2. Uno de los dos cónsules debería ser obligatoriamente plebeyo. Parecía una conquista, pero ya veremos que los patricios se las ingeniaron, una vez más, para neutralizar este avance. 
  3. La tercera ley establecía la cantidad máxima de ager publicus que se le podía dar a un ciudadano.Eran más o menos 125 hectáreas. Es una propiedad mediana. Esta ley sí se cumplió, los patricios tuvieron que entregar parte de sus tierras y los plebeyos consiguieron tener acceso al ager publicus como antes no lo tenían. 

La clase que viene vamos a colorear los mapas de la ficha, para ver de donde salía tanto ager publicus. Nos vamos a dar cuenta de que los romanos, como los espartanos, cuando necesitaban tierras, conquistaban a sus vecinos..

No hay comentarios:

Publicar un comentario