Google+ Followers

lunes, 5 de septiembre de 2011

Inseguridad general y anarquía militar (5 de setiembre)

En la clase de hoy continuamos hablando de la Crisis del siglo III. Nos ocupamos de los puntos 4 y 5 de nuestro plan de trabajo.

4. Hay una gran inseguridad y miedo por todos lados
Nos interesó saber que la inseguridad que reinaba en esa época por todos lados tenía muchos orígenes diferentes.
Por un lado vimos que la presencia de los bárbaros en los territorios romanos cercanos a las fronteras era naturalmente un factor de inseguridad y miedo. Los que penetraban en el territorio del imperio lo hacían buscando un lugar para vivir y una tierra para cultivar... que no estaba despoblada y disponible. Debían quitársela a otros y siempre lo hacían de forma violenta. También es cierto que si los bárbaros llegaban hasta una ciudad, se apoderaban de todas las riquezas que podían encontrar en ellas, de forma violenta.
También vimos que con la reducción de la población, el alza de los precios y de los impuestos, la devaluación de la moneda y la disminución del comercio (por la inseguridad que reinaba en los caminos, por ejemplo), muchas personas comenzaron a dedicarse al pillaje y al robo como forma de vida, así que no solo los bárbaros infundían miedo e inseguridad. Muchos habitantes del imperio romano también lo hacían.
Finalmente vimos que los propios soldados eran también saqueadores... El emperador no podía asegurarles muchas veces las provisiones necesarias, como comida, armas, vestimentas, etc., así que los saqueos de las tropas a las aldeas o ciudades de la región en la cual estaban instalados se volvieron muy frecuentes.
Muchas personas que vivieron en esa época pensaron que era el fin de los tiempos.


5. Ya nadie sabe quien manda: ANARQUÍA MILITAR
Lo último que vimos fue el concepto de anarquía militar. Explicamos que anarquía quiere decir justamente que nadie manda. El debilitamiento del poder del emperador era cada vez mayor, así como su incapacidad para hacerse cargo de la defensa de las fronteras para contener el avance de los bárbaros.
Fue entonces que algunos generales fueron proclamados emperadores por los soldados, y hubo muchos emperadores simultáneos, que gobernaban por un tiempo en alguna parte del imperio. Luego eran derrocados, que quiere decir destituídos, destronados, y nombraban a otro. Realmente, en  esa época era difícil decir quien mandaba en el imperio... parecía que nadie lo hacía....

En la clase próxima, que es recién el viernes, veremos cómo en algún momento todas estas calamidades pudieron ser manejadas, y el Imperio Romano recuperó temporalmente su antigua unidad y prestigio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario