Google+ Followers

viernes, 15 de julio de 2011

En 1º2 la clase la dio Cecilia (6)

En la clase de hoy, trabajamos con el siguiente texto:
“Hemos mencionado muchas facetas de la personalidad de Alejandro: sus profundos afectos, sus fuertes emociones, su valor sin límite, la brillantez y rapidez de su pensamiento, su curiosidad intelectual, su amor por la gloria, su espíritu competitivo, la aceptación de cualquier reto, su generosidad y su compasión; y, por otro lado, su ambición desmesurada, su despiadada fuerza de voluntad: sus deseos, pasiones y emociones sin freno (...) en suma, tenía muchas de las cualidades del buen salvaje.”

N. G. L. HAMMOND (1992)  Alejandro Magno. Rey, general y estadista,
Madrid, Alianza. p. 378
En este texto se describen muchas características de Alejandro, que fueron muy importantes para que llevara adelante su imperio, como por ejemplo la aceptación de cualquier reto, su ambición desmesurada, ya que su objetivo no tenía limite alguno.


SI no estabas en la clase de hoy, debes copiar esto en tu cuaderno: el objetivo de Alejandro era unir todos los territorios conocidos bajo un “gran imperio universal”, donde no existieran diferencias entre griegos, macedónicos, persas, fenicios, indios, etc.
En la siguiente imagen, vimos como se organizaba el ejército
Se organizaban en falanges, en donde los soldados se formaban en filas, uno detrás de otro. En algunas batallas llegó a haber 50 falanges peleando. Cada soldado tenía una sarissa, una lanza que podía medir hasta 5 metros, y permitía atacar al enemigo a distancia. En la siguiente imagen podemos ver el dibujo de un soldado sosteniendo una sarissa. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario